Log in

Cómo prevenir los efectos del calor este verano

El verano ha llegado con un intenso calor, las tempertauras están alcanzando casi los 100 grados en nuestro país y en Europa, fuerte ola de calor.

 

Ante estas las altas temperaturas, todos debemos prevenir los golpes de calor que afectan principalmente a los niños, los enfermos crónicos, los ancianos, y a las personas que trabajan al aire libre.

 

El golpe de calor puede producir náuseas, vómitos, dolor de cabeza, agotamiento y sudoración intensa, piel enrojecida, aumento de la temperatura corporal por encima de 40º, mareos, calambres debido a la pérdida de sales, potasio y magnesio, y deshidratación severa, hasta llegar a tener convulsiones y coma.

 

Para protegernos de los efectos del calor excesivo le recomendamos:

 

- Evitar hacer ejercicio físico al aire libre, sobre todo, en las horas de máximo calor.

- Permanecer en lugares frescos, a la sombra o climatizados, siempre que sea posible.

- Utilizar protección solar.

- Vestir ropa holgada de colores claros y fibras naturales, para permitir la transpiración, y usar sombrero u otra protección en la cabeza.

- Beber suficiente agua para mantenerse bien hidratado.

- Evitar el consumo de bebidas alcohólicas, café, té, y refrescos azucarados.

- Evitar exponerse al sol entre las 12 y las 16 horas, en que la radiación es más intensa.

- Comer con moderación.

Tu alternativa nutricional contra el envejecimiento.